El 81% de nuestros productos tiene menos de 130 calorías por unidad.*

Nuestros productos son pequeños placeres. Desde que creamos Kinder Chocolate en 1968, siempre hemos considerado primordial que nuestros productos se disfruten en porciones pequeñas. El objetivo no es otro que permitir combinarlas sin dificultad con distintos alimentos, como fruta o leche, para disfrutar de un sabor delicioso entre horas o en el desayuno formando parte, en cantidades moderadas, de una dieta rica y variada y de un estilo de vida activo. 

Los productos Kinder están envueltos en porciones individuales para ayudar a los padres a controlar la ingesta de calorías, así como para que los niños puedan abrirlos, sujetarlos y comerlos con facilidad. 

*global portfolio, CSR report 2016-2017 (Cartera global, Informe de responsabilidad social corporativa 2016-2017)

El 81% de nuestros productos tiene menos de 130 calorías por unidad.*

Nuestros productos son pequeños placeres. Desde que creamos Kinder Chocolate en 1968, siempre hemos considerado primordial que nuestros productos se disfruten en porciones pequeñas. El objetivo no es otro que permitir combinarlas sin dificultad con distintos alimentos, como fruta o leche, para disfrutar de un sabor delicioso entre horas o en el desayuno formando parte, en cantidades moderadas, de una dieta rica y variada y de un estilo de vida activo. 

Los productos Kinder están envueltos en porciones individuales para ayudar a los padres a controlar la ingesta de calorías, así como para que los niños puedan abrirlos, sujetarlos y comerlos con facilidad. 

*global portfolio, CSR report 2016-2017 (Cartera global, Informe de responsabilidad social corporativa 2016-2017)

Confeccionados pensando en la felicidad de los niños

La vida de los niños está repleta de actividades y tareas. Por eso se merecen una pequeña recompensa de vez en cuando. Los productos Kinder están hechos pensando en la felicidad de los niños, para ofrecerles calidad en pequeñas porciones con las que las madres y los padres también se sientan felices.

Confeccionados pensando en la felicidad de los niños

La vida de los niños está repleta de actividades y tareas. Por eso se merecen una pequeña recompensa de vez en cuando. Los productos Kinder están hechos pensando en la felicidad de los niños, para ofrecerles calidad en pequeñas porciones con las que las madres y los padres también se sientan felices.

¡Mucho más para explorar!